El centro de todas las miradas. Multitud de manos intentando tocarla desde las gradas. La protagonista de los gritos de ánimo del público que poblaba la pista de ExpourenseAna Peleteiro se reservó para esta cita en casa marcada en rojo en su calendario y no defraudó. Campeona de España bajo techo de triple salto por quinta vez con 13,90m.

Ante tantas emociones juntas era fácil perder la concentración pero ahí estaba su ángel de la guarda Iván Pedroso para evitar cualquier infortunio. El campeón cubano, que venía de guiar hacia el récord del mundo a Yulimar Rojas la semana pasada en Madrid, le dio las instrucciones necesarias antes de empezar para que el concurso de la triplista gallega fuese perfecto.

Un guion escrito que terminó como estaba previsto, con la medalla de oro nacional colgada del cuello pero también con algo más importante, recuperar las buenas sensaciones que dejó la última vez que compitió hace ya cinco meses en el Mundial de Doha donde fue tercera. No logró superar la barrera de los 14 metros pero igualmente salió satisfecha.

Su actuación comenzó algo fría con un salto abortado a las primeras de cambio. Había que tomar el pulso a la pista y, sobre todo, recuperar las sensaciones después de tantos meses sin competir. En su segunda tentativa, con un salto de 13,90m ya se puso en cabeza para mandar un serio aviso a todas sus rivales. Su estado físico era óptimo.

Todas las alarmas saltaron la semana pasada cuando decidió no participar en la gran final del World Indoor Tour de Madrid por unas molestias en la rodilla. La gallega, que estaba hipermotivada por competir en Galiciaante su gente por primera vez en un Campeonato de España, hizo caso al consejo de su entrenador y decidió no arriesgar.

Patricia Sarrapio, toda una leyenda de este nacional con sus siete títulos bajo techo y cuatro más al aire libre, fue la única capaz de oponer resistencia -a una cierta distancia- a los números de Peleteiro. Sarrapio arriesgó al máximo para volar a por el oro, pero se tuvo que conformar con la plata con un mejor salto de 13,71m en la segunda tentativa. Peleteiro, intratable, tuvo suficiente con 13,90m realizados en el segundo y el tercer intento.

Con el primer reto del año cumplido, la plusmarquista española del triple salto se centrará ahora en la temporada al aire libre que tiene como grandes objetivos los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 y el Europeo de París del próximo verano.

No hay comentarios

Dejar respuesta